FANDOM


Menel
Menelretall
Vital statistics
Position Comandante Militar de Hiru Kuni
Age (11) - 36 ---- ?
Status Unknown
Physical attributes
Height 1,57 m
Weight 58,6 Kg

Citas Edit

- “Detrás de nuestra victoria se encuentran los sueños de miles de personas.” - Menel

- “El mundo es diferente para cada uno, por eso no hay esfuerzo que valga para comprenderlo.”- Menel

- “La probabilidad de éxito de una estrategia, depende de la información que se tiene sobre el enemigo.” - Menel

Etimología y apodos Edit

Menel, significa "cielo" en su lengua materna.

Su gente la llama Tymelapsi, que significa "hija «tyme» - prodigio «felapsi»".

Además, durante sus viajes la gente la conocía como la Bruja del Norte, la Hechicera, o la Madre.

Descripción Edit

Es una elfa blanca descendiente directa de la familia real del reino de Lumaer, hija del rey Turg y hermana menor de Elentar, el heredero al trono. Se desconoce el paradero de su desaparecida madre, la reina Glossiell.

Es baja y liviana, pero torpe y floja físicamente. Sin embargo es prodigiosamente inteligente. Siendo considerada por los sabios de Lumaer como una igual con tan sólo catorce años. Su inteligencia, va más allá del conocimiento, llegando a experimentar poderes psíquicos. Viste de forma elegante y característica. Es una gran confeccionadora de ropa, de modo que se fabrica sus propias prendas y accesorios. Además le gusta la lectura, la música, y demuestra un gran talento por cualquier clase de expresión artística e imaginativa.

Es una persona muy amable y social, protectora y líder. Además de ser paciente y tolerante. Su memoria es infalible.

Historia Edit

- Cascarón de Hielo - Libro 1 Edit

Menel nació en la Casa de Curación del centro de Hiria la noche del 2 de Febrero del año 5338. Durante la noche, el primer Fenku iluminó la fría noche de la capital, lo cual fue concebido como una bendición. Sin embargo, Menel nació muy débil y se quedó inconsciente durante tres días, hasta que las plegarias de sus padres y el conocimiento de los magos elfos consiguieron despertarla.

Durante los primeros años de vida, se crió en Nauth Taur, con la familia de su madre. Sin embargo su madre viajaba a menudo a la capital para atender sus deberes como reina, de modo que Menel apenas pasaba tiempo con sus padres. Durante esas ausencias, fue su cuidadora quien estuvo a su lado mientras crecía. Esta se llamaba Minni y tubo un papel muy importante en la educación de la niña.. Además, los mejores maestros de Lumaer se encargaron de dirigir su estricta educación.

Sorprendente-mente, a los 13 años ya poco más pudieron enseñarle sus maestros. Y cuando fue puesta a prueba sobre sus conocimientos, dejó a algunos de los sabios elfos por debajo de su nivel. Su hermano sin embargo, no era ni mucho menos tan excepcional como ella en los estudios, y pronto Turg creyó que Menel seria más adepta para ocupar el trono en el futuro. Sin embargo Menel rechazó la idea de su padre, pues ella jamás había querido ese puesto. No obstante, a los 14 años le pidió que le permitiera formar parte de la corte de sabios del reino, que reunía los cargos más importantes del gobierno de Lumaer. Su padre no se atrevió a permitir tal ofensa a los sabios, pero uno de ellos, que había sido el maestro de tácticas militares de la muchacha, se posicionó en su favor. Su nombre era Samo, y era el más respetado y antiguo que había en Eglarfôr, de modo que su sola opinión hizo cambiar la de toda la corte.

Inicialmente, Menel acudía a las asambleas como una oyente. Hasta que pasados unos meses se le permitió intervenir en el parlamento. Sus forma segura y racional de exponer sus ideas muy pronto la llevaron a convertirse en la Capitana de la División Militar Especial Antipirateria (AMED). Un cargo de alta responsabilidad en aquellos tiempos, en los que la pobreza y la desigualdad en el país vecino incrementaban junto con la piratería, que se extendía hasta las costas de Lumaer. Después de comandar varias operaciones con exitosos resultados, cree que eso no es suficiente para solucionar el conflicto y a los 16 años decide visitar uno de los pueblos que habían sido atacados por piratas en más de una ocasión. Acompañada por su escuadrón, viajó a Kalastaja, un pueblo pescador al norte de la capital. Allí conoció y capturó al único pirata que había sobrevivido a un incendio de un barco pirata cerca de la costa, Braig. Y a la mujer que había asesinado a dos pescadores cerca del muelle la misma noche que se capturó al pirata, Lieky.

El pueblo de Kalastaja pidió la cabeza de ambos criminales, pero la joven capitana tomó la primera de sus polémicas decisiones. Liberó a Braig, considerándolo un marinero inocente y después de lograr que Lieky confesara que había sido ella quien mató a los dos hombres, fue custodiada y enviada a Hiria, donde seria juzgada por la corte. Sin embargo, Braig robó una embarcación en mismo día que fue liberado y se dirigió al este, lo cual lo delataba. Y pocos días después, Lieky se liberó de los guardias para dirigirse también hacia el este, camino a Laica-Palar.

La noticia de la supuesta metida de pata de la inexperta capitana se extendió por medio reino, ensuciando la imagen de la princesa y del gobierno en si. Al volver a la capital tubo que responder ante la asamblea, pero ella en ningún momento aceptó haberse equivocado con su decisión. Por otro lado, remarcó que desde que ella era la capitana de AMED, se habían capturado y juzgado más de cien piratas, y además se había invertido en la defensa de los pueblos del reino, así como en la organización y el entrenamiento de marineros capaces de combatir. Una vez más, el mensaje que Samo envió desde Laica-Palar, fue clave para que ella pudiera conservar su puesto ante la desconfianza popular.

Durante el siguiente año colaboró con el oficial de la marina de guerra de Lumaer, con base en Hoth-Hobas, para combatir la piratería de forma organizada tanto por mar como por tierra. Durante el tiempo que duró esta relación entre la AMED y la marina, se hundieron gran cantidad de barcos piratas, hasta llegar al punto en que los ataques en la costa de Lumaer se volvieron inexistentes. Con este triunfo, Menel comenzó a hacerse respetar entre los cargos militares y la gente del reino en general. Entonces, viendo que la seguridad de su reino parecía estable, inició un proyecto diplomático para crear una alianza contra la piratería con el reino vecino del este; Dalaichin. Todo parecía marchar bien, pero de pronto el gobierno de Dalaichin rescindió el trato de mutua ayuda con Lumaer y la piratería volvió a incrementar masiva-mente. Menel trató de encontrar a uno de los mas problemáticos piratas, Graw el Tiburón. Durante más de medio año ella y una flota muy bien preparada persiguieron a su flota, pero finalmente fueron traicionados por gentes del este y fueron emboscados, perdiendo a muchos hombres. Por suerte Menel fue capaz de escapar por tierra hasta cruzar la frontera y llegar a Laica-Palar. En esa ciudad se reunieron gran cantidad de cargos militares y diplomáticos para tratar de solucionar el problema político entre Lumaer y Dalaichin, entre los cuales estaba Mardian, el oficial de la marina de Hoth-Hobas y Samo, su maestro, que llevaba varios meses en la ciudad, entrenando y comandando un batallón que acababa de marchar a la guerra de Kuton, al oeste. Al poco tiempo, recibió ordenes explicitas del rey de volver a casa y así tubo que hacerlo. Su padre se enojó con ella por sus temerarias acciones al mando de la AMED, pero no pudo ocultar su orgullo.

Una mañana, poco después de cumplir su 19 aniversario, la chica se despertó alertada y asustada por un sueño que había tenido en el que su padre era asesinado. Y a pesar de correr por los pasillos y habitaciones del palacio como jamás lo había hecho para llegar a la sala del trono, fue demasiado tarde. Dorian Dagaplateada había asesinado al rey y causado el caos en la ciudad. Taorain el salvaje y Lieky Arima-Sua marcharon tras el asesino, que se dirigió hacia el sur. La noticia conmocionó el reino. Y dos días después de que su hermano Turg fuera coronado rey, Menel se marchó al este, dispuesta a destruir a su enemigo desde la ciudad fronteriza de Laica-Palar.

Fue en Laica-Palar, cuando Menel entendió porque habían sido traicionados en aguas de Dalaichin. Al parecer, semanas antes había estallado una rebelión en el país vecino, que junto con un golpe de estado de un hombre aun desconocido, habría separado el país y iniciado una guerra civil. Menel tomó un papel muy importante en la guerra, consiguiendo convencer a los sabios para que siguieran su estrategia. Los ejércitos de Lumaer se reunirían en Laica-Palar, pero por orden de Menel, se mantendrían a la espera para ver a que bando en la guerra había que ayudar. A los pocos meses, ella y los sabios acordaron que la resistencia era la opción más arriesgada en aquel momento, pero la más justa y con un mayor potencial en el futuro. Así, Menel fue designada Capitana de un ejercito de un millar de caballeros que se dirigiría a la península de Mogoi para apoyar y la contrarrevolución. Mientras, el grueso del ejercito se dirigiría directamente a Adarra, para tomar el control y restablecer el gobierno en Dalaichin.

Durante su misión, Menel y su ejercito apenas encontraron resistencia y tuvieron la suerte de toparse con la resistencia de Khill Khoth en la península de Mogoi, los cuales se unieron al escuadrón y se dirigieron a la Adarra, a la batalla. Braig y varias decenas de hombres enemigos de los piratas también se les unieron. Menel se sintió orgullosa de sus pasadas acciones en Kalastaja. Varias semanas de viaje al sur los llevaron a la capital directamente, donde entraron por la puerta norte cogiendo a los guardias por sorpresa y derrotando a su tirano y el gobierno rebelde en menos de un día. Su líder, Lash fue tomado prisionero a la espera de un juicio. Menel y los hombres de la península se alzaron como los salvadores y la guerra terminó antes de que hubiera grandes derramamientos de sangre como los que se esperaban cuando llegara el ejercito de Laica-Palar. Sin embargo, para sorpresa de Menel, los rebeldes habían enviado un ejército de cuatro mil hombres al oeste, para enfrentarse a los nueve mil hombres comandados por Samo. Al parecer los piratas de Lash habían dotado a sus tropas de armas más avanzadas y eficaces que los que los elfos poseían, con lo que el combate se decantaría para el ejercito comandado por Sever, el Leon. Incrédula y alertada, lo arriesgó todo ordenando a sus mil caballeros que siguieran los pasos de Sever y llegaran a la batalla a tiempo, por la retaguardia de sus enemigos. Ella se quedó prácticamente sola en Adarra, pero se mantuvo en el poder gracias al soporte de Braig y la resistencia, que fueron fieles a su capitán. Allí, Menel comenzó a disolver las corruptas estructuras de poder, y buscó un nuevo gobierno que pudiera resolver la situación económica del país. Después de varias semanas, formó un gobierno representado por las partes más importantes de Dalaichin y les cedió el gobierno a cambio de que juraran amistad, unión y cooperación con Lumaer, y que se integrarán en lo que Menel misma había creado y creído; Hiru Kuni. La unión de los tres reinos del norte. Ella misma diseñó y izó la bandera de Hiru Kuni al lado de la de Dalaichin y se proclamó Comandante Militar de Hiru Kuni.

Para terminar su exitosa campaña, la caballería de Menel llegó al campo de batalla a tiempo para acabar con Sever y causar el caos y la desmoralización de la tropa enemiga, que terminarían por rendirse.

Entonces, ella y Braig se marcharon de Adarra y se reunieron con Samo y los oficiales del ejercito elfo. Todos ellos reconocieron sus méritos y ella les explicó el proyecto de unificación que había puesto en marcha de forma improvista. Los oficiales y sabios le dieron su apoyos y juntos se retiraron de Dalaichin y se dirigieron a Hiria para volver a casa y organizar esa nueva institución. Justo al llegar en territorio de Lumaer, en Laica-Palar, les pusieron al corriente de las impactantes nuevas sobre la situación en Hiria. Al parecer fue atacada por un gran ejercito de elfos marinos durante la ausencia de sus tropas y comandantes. El pueblo de Elu había sido exterminado por estos y llegaron también noticias de que Zuri y otros pueblos del oeste habían sido atacados por orcos y elfos oscuros. Además nada se sabia aun de Los Cazadores (Lieky y Taorain).

Ante esa inesperada tragedia, Samo decidió enviar mensajeros pidiendo refuerzos a Halda Irin y Nauth Taur, y después de un día de descanso para soldados y animales, marcharon al oeste, para defender la capital. Sin embargo sabiendo que la noticia había llegado a Laica-Palar con casi una semana de retraso, poco podrían hacer para ayudar al rey. Samo estaba extremadamente preocupado, el viejo elfo sabia muy bien lo peligrosos que eran los elfos marinos. No acostumbraban a marchar sobre tierra, pero cuando lo hacían no dejaban nada vivo a su paso, Elu, el pueblo cercano a Hiria de 568 habitantes era un ejemplo. La tensión aumentaba hasta que cuando estaban a un día de la capital encontraron un mensajero que les transmitió las buenas noticias. La ciudad había resistido. Según el mensajero una criatura legendaria, el águila gigante, bajo desde el cielo para combatir junto a los elfos y el rey Elentar. Los sabios no dudaron de la palabra del mensajero, pues ya daban por echo que un milagro era la única forma de explicar como dos millares de elfos habían echo frente al ataque sorpresa de más de cinco mil elfos marinos en una ciudad sin murallas como era Hiria.

Finalmente Menel llegó a Hiria, que aun se recuperaba de la dolorosa batalla. Estaba ansiosa para encontrar a su hermano, lo ultimo que le quedaba de su familia el cual había dado por muerto cuando la noche antes de llegar a Laica-Palar había tenido una pesadilla parecida a la que tubo la noche del asesinato de Turg. No obstante, esta vez, una criatura milagrosa había alterado el destino de la visión de su sueño, y decidió ir en busca del águila de la cual solo se sabia que había marchado al oeste, ahuyentando a los asaltantes.

- Libro 2 - Edit

El invierno llegó a Eglarfôr y tubo que retenerse hasta la primavera siguiente cuando Menel cumplió su veinte aniversario, de modo que perdió la esperanza de encontrar el águila gigante. Durante semanas, investigó sobre esta hasta dar con la persona clave, Nirhû. El legendario espadachín había conocido al águila y a su compañero, del cual nadie había dicho nada aun. Semanas más tarde, Lieky regresó a Hiria, y se encontró con Menel quien le agradeció su trabajo. Se hicieron realmente amigas y compartieron sus vivencias. Menel le pidió a Elentar que nombrara a Braig Capitán de la AMED. Entonces, Lieky y Menel decidieron visitar Din Torni para hablar con el sabio Ongor, y a continuación tenían pensado marchar al sur, siguiendo la pista del compañero del águila gigante, Heiko Roa. Sin embargo, allí conocieron el origen de la energía y Ongor les pidió que cumplieran su sueño y fueran en busca del secreto de Halda Irin. El nieto de Ongor, Origo, se unió a las jóvenes aventureras y juntos fueron a Halda Irin, donde fueron recibidos de forma hostil, pero gracias al nombre de la princesa Menel fueron aceptados.

Ad blocker interference detected!


Wikia is a free-to-use site that makes money from advertising. We have a modified experience for viewers using ad blockers

Wikia is not accessible if you’ve made further modifications. Remove the custom ad blocker rule(s) and the page will load as expected.